Una arroba de vino | Desde 1496 al siglo XX

En estos días donde @ nos lleva a mensajes en casillas de mails y a contenidos infinitos es donde nos sorprende en el mundo del vino. El uso bodeguero de la arroba tiene, al menos, cinco siglos. Una historia que empezó con los Reyes Católicos y que se usó hasta mediados del siglo XX. De hecho, la primera representación escrita del @ como unidad de volumen apareció en una carta enviada en 1536 por un mercader italiano desde Sevilla a Roma.

Arroba proviene del árabe y significa “la cuarta parte” (de un quintal, del mozárabe quintar).

Es una antigua unidad de medida de volumen usada en España e Hispanoamérica para medir líquidos y su valor varía dependiendo del líquido medido y de las zonas.

Si hablamos de vinos su equivalencia es de 16,133 litros. La alfarería tradicional fabricaba recipientes específicos, como el cántaro arrobero.

Hoy todavía es frecuente oír sobre arrobas de vino en muchas regiones de España.
Y en el mundo de los coleccionistas de vinos, hablar de arroba es saber mucho de la historia.

La @ encierra tradiciones centenarias. Podía verse fijada a tiza en las botas y era de uso común en el lenguaje diario del bodeguero y del viticultor.

NUESTROS VINOS